Proceso de formación del canon del Antiguo Testamento

Wikis > Proceso de formación del canon del Antiguo Testamento

En el estudio sobre el origen y formación del canon del Antiguo Testamento a pesar de los esfuerzos de investigación no se han podido encontrar los textos “autógrafos”, originales, sino que la critica textual ha intentado evaluar cuales son aquellas copias más próximas a los originales hebreos y arameos, aunque las continuas copias y revisiones realizadas por los escribas y masoretas, hicieron que se diesen distintas versiones al introducir pequeñas diferencias de traducción.

Las Escrituras se conservaron en rollos (como los encontrados en el Mar Muerto) de pergamino (cuero) cosido, aunque los más antiguos se cree que se escribieron en papiro.

En la constitución del canon del AT se distinguen 4 etapas principales de formación, que son:

1. Las palabras que pronunciaron los patriarcas al pueblo para dar a conocer las condiciones del pacto de Jehová con su pueblo, para animar, para exhortar, etc

2. Los documentos que contienen mandatos y órdenes que gozan de autoridad directa de Dios. Textos de autoridad preceptiva.

3. Las colecciones de libros autoritativos, que en su mayoría se recopilaron durante el exilio, a partir del 550 aC (con excepción de Salmos y Proverbio entre el 1000-587), completándose esta colección sobre el 150aC, si bien ha habido cierta discusión sobre la inclusión de algunos textos. Esta colección se agrupa en: la Ley o Pentateuco, los Profetas (Anteriores y Posteriores), y los Escritos (es el grupo más complejo por su diversidad literaria).

4. El canon establecido, que sigue la división tripartita comentada que se reconoce en el libro apócrifo de Ben Sirac, en literatura judía como el tratado talmúdico de Baba Bathra y en otros. En el NT Jesús se refiere a “…la ley de Moises… los profetas… y los salmos” (Lc.24:44). Sin embargo en el NT no se citan los apócrifos de manera autoritativa o directa y todo apunta a que el canon del AT contemporáneo que usamos los protestante contiene los mismos libros que el canon hebreo, aunque el canon hebreo fue entendido con distintos enfoques como el del llamado canon samaritano en el que se enfatizaba el Pentateuco e ignoraban costumbres y ritos propios de los judíos contenidos en los demás escritos así como las criticas de los profetas a Samaria. Sobre la traducción al griego del canon, en la Septuaginta, en el siglo IV, no hay un consenso sobre los libros que incluía, ya que varía en los distintos hallazgos realizados.

Este debate sobre el grado de autoridad de los libros como para permanecer en el canon de la Escritura permaneció hasta el 70dC, cuando con la destrucción del templo se celebró una sede religiosa judía en Jamnia, que determinase que libros debían permanecer y se cerrase así el canon, unificando los criterios doctrinales ante la amenaza cristiana. El veredicto se promulgó en el 90dC declarando los 39 libros del canon hebreo como inspirados, que son los que hoy conservamos como AT.

Sin embargo la Iglesia Católico Romana declaró como inspirados no solo estos 39 libros (protocanónicos) sino también otros que nosotros consideramos apócrifos y que ellos llaman deuterocanónicos, esta decisión fue declarada en el Concilio de Trento (1547) y en el Vaticano (1870). Algunas Bíblias anglicanas contienen los apócrifos en un bloque entre el AT y NT.

Sidebar